Mis “niños”

El día que tanto ansiábamos (y que tanto temíamos) ha llegado: al trabajo nos ha llegado una carretada de equipos informáticos, todos toditos para mí. Bueno, en teoría *uno* es para mí, y el resto para mi compañera de penas, para mi jefe y para la clientela a la que se supone deberemos atender. Lo de que son “para mí” lo digo porque… a ver si adivináis quién se va a hacer cargo de que todo marche como es debido y de resolver las dudas que se vayan presentando.

Ni que decir tiene que esto va a ser una fuente (casi) inagotable de anécdotas, lo cual, por otra parte, tampoco va a venir mal para paliar un poco la sequía de entradas que sufre este blog.

Ya iré contando a qué nuevos horrores me tengo que enfrentar (sobre todo, teniendo en cuenta que la mayoría de personal que venga serán de todo, menos expertos en informática).

Anuncios

5 comentarios

  1. Ansiosos por leer material nuevorrrr que yo tambien ando en sequía…

  2. Hombre, digo yo que lo jodido sería que no fueran para ti que te dedicas a ello, no? Jejeje. Ya nos irás contando.

  3. Pues, como mis pringuers no espabilen, me veo pasando un verano de lo más aburrido. Bueno, siempre queda la posibilidad de que, con los calores, algún ordenador no aguante más y empiece con reinicios raros y “suicidios” de componentes… 😉

  4. Huyhuyhuyyyyy, eso me huele a marrones inminentes. Ansioso estoy de leer tus avances.
    🙂

  5. Por lo pronto tienen que venir a traer el mamotreto del servidor y dejarlo montado. Me explicarán cómo va todo, luego me iré por ahí de vacaciones, se me olvidará, y cuando vuelva será el llanto y el crujir de dientes. Entonces sí que voy a tener material para escribir aquí… XD

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: